Guión para un cómic de La Taberna

Hace tiempo le envié a Mermadon este guión sobre el cual se basó para dibujar el cómic de Smoke Hidden Woman.

Smoke Hidden Woman: Esbozo de guión.

Personajes
Guitarrista 1: Marcus, es el protagonista del relato. Viste de negro y su aspecto recuerda vagamente a los ciegos de literatura de cordel.
Guitarrista 2: Floyd, colega deMarcus, tocan juntos en la banda, es más alto y delgado y usa gafas oscuras tipo Lennon y sombrero de cowboy.
El resto de la banda: según la canción que corresponde al relato son: una mujer que toca la batería, un bajista y el que toca la armónica.
El Escocés: dueño de la taberna, marino retirado. También le llaman Danny, de vez en cuando..
La rubia: es la mujer escondida por el humo. Pelo corto y alborotado. Ojos grandes y oscuros, nariz pequeña y boca dibujada por unos labios teñidos de rojo. Una luz que la envuelve y destaca entre los pobres desheredados y perdedores que pululaban por el bar.
Anne: una puta con peluca morena de charlestón y lunar pintado.
Una morena en minifalda con dos petimetres trajeados, varias putas, algunos parroquianos de la taberna, músicos de otras bandas convocados al final del concierto, un borracho que entra, gaviotas, un gato vagabundo.

ACTO I

Escena 1
(Plano general) En esta viñeta va escrito el título: Smoke Hidden Woman.
La mar se despereza mostrando sus tímidos rizos al ocaso. Brillan, desconfiados, los primeros luceros de la noche. La luna se esconde entre jirones de nubes deshilachadas. Gaviotas.

Escena 2
(Plano panorámico general picado)
Las gaviotas sobrevuelan un viejo carguero que enfila su proa hacia la costa nocturna. A lo lejos se divisa una línea de tierra firme partida en un punto que se adivina por las intermitencias enfrentadas de dos faros .Tras ellos la bocana del puerto forma el bostezo del casco viejo de la ciudad. Algunas luces.

Escena 3
(Cámara subjetiva desde las amuras de proa, plano panorámico)
La proa, apuntando hacia la bocana, parte en dos el umbral invisible de una calle empinada. Dos norays marcan su comienzo. La noche sigue su curso y luces esparcidas del casco viejo se prolongan en el negro espejo de la bahía. Algunas ventanas de los edificios muestran sus párpados semi caídos al buque que se aproxima. A estribor la lonja empieza su actividad todavía sin bullicio. Un gato se asoma a los desperdicios.

Escena 4
(Zoom desde los norays: esta viñeta debería dividirse en varias diferentes, que, con distintos tamaños, formasen un solo cuadro. Constituyen entre todas un plano secuencia)
Una calle empinada. Los adoquines, pulidos por el tiempo, brillan con la humedad. Viejos edificios de tres y dos pisos enfrentan sus balcones de hierro forjado en una calle mellada por algunas casas aún más viejas que muestran su decrepitud a la noche. A la derecha, a pie del primer tercio de la calle, se escapan unas luces bajo el cartel de la Taberna. Una figura enjuta (Marcus), vestida de negro, baja la calle. Su mano izquierda sujeta firmemente un estuche rígido de guitarra que se balancea con las grandes zancadas.

.-Pensando: ¡Menudo momento ha elegido Ian para largarse con aquella fulana! Ahora me toca cantar a mí, que lo hago como las cabras. Espero que al menos se hayan traído el Southern Comfort para templarme la garganta.

La cámara se acerca mostrando una figura vestida con botas, pantalones y chupa de cuero todo viejo y raído. Otro zoom (semi primer plano ) muestra el rostro melenudo que, con una barba de tres días y una gafas oscuras, recuerda vagamente a los ciegos de la literatura de cordel y zanfoña. Bajo el letrero de La Taberna del Escocés le esperaba pacientemente el resto de la banda. Habían formado un pequeño corro, para protegerse del frío, y charlaban animadamente. Un poco retirado del resto, sombrero de cowboy y gafas oscuras, estaba Floyd, el otro guitarrista, le espera apoyado con un pie en la fachada mientras mira a un borracho entrar en la taberna (Plano americano).
Escena 5
(Esta escena se subdivide también en varias viñetas. Todas las viñetas separadas, pero ordenadas en dos rectángulos del mismo tamaño. Mediante movimientos de la cámara sobre sí misma y planos sobre el hombro alternando entre los dos personajes se desarrolla el diálogo):

  • Marcus: Pásame la petaca, anda, que necesito entrar en calor.

  • Floyd: (la pone boca abajo, el brillo de una gota de licor rompe la noche) Ya la he terminado… pensaba rellenarla otra vez antes del concierto.

  • Marcus: ¡Maldita sea! ¿Es que no va a salir nada bien esta noche?

  • Floyd: Joder, tío, lo siento….

  • Marcus: No, si no es por ti… Es Ian, joder, que no viene. Precisamente esta noche, con lo que me ha costado conseguir esta reunión con los músicos. De los influyentes vienen todos. Hasta la Ben Blues Band.

  • Floyd: Es cierto, la reunión… ¿tú crees que le van a echar huevos? ¿te van a apoyar?

  • Marcus: Si no lo creyera no les habría convocado. No puedo ser el único indignado con esta situación, Floyd. Si nos unimos, si nos negamos todos, podremos con Miller… ¡Hijo de puta! Se terminó el sangrarnos.

  • Floyd: Yo sigo teniendo mis reservas, tío. Miller es un gangster, y nosotros una panda de músicos de tres al cuarto. Créeme, lo conozco muy bien. Se enterará de esta reunión, si no lo ha hecho ya, alguien se irá de la lengua seguro. Y entonces más te vale andarte con ojo.

  • Marcus: Lo que dices es razonable, pero yo procuro no serlo. No hay muchas más opciones, ¿no? ¿O hago como tú? ¿Todo el día mirando el mar y la luna petaca en mano?

  • Floyd: ¡En el mar te veo yo a ti, pero flotando! Hazme caso y déjalo, no sabes con quién te la estás jugando. ¡Anda Bakunin, cállate y vamos a La Taberna, que algo tendrán para aclararte el gaznate! Y con suerte, algo que te haga olvidar tus cruzadas…

    ACTO II

    Escena 1
    (Plano general contrapicado)

    Fachada de La Taberna del Escocés vestida de viejos maderos de barcos ya desguazados. Por el ojo de buey de la puerta se escapa la luz de dentro. Dos faroles de latón iluminan escasamente un cartel de madera con el nombre del garito. Arriba una sirena enseña las tetas con la melancolía de la que anta
    ño fue un colorido mascarón de proa.

    Escena 2
    (Plano general)
    Desde el ojo de buey se ve la taberna. A la derecha el Escocés le sirve un trago al único parroquiano que hay acodado en la barra. Sobre las estanterías, mezclados entre botellas, vasos y jarras, algunos recuerdos de sus travesías cuando aún navegaba. Se vislumbra, en una urna, un viejo saxofón. A la izquierda, diseminados entre las mesas de madera, unos pocos clientes que ya forman parte de la decoración del local, beben como cosacos. Al fondo, coronado por las fauces abiertas de un marrajo, se centra el escenario. Los músicos preparan sus instrumentos.

    Escena 3
    (La cámara entra en la taberna. Plano americano. Varias viñetas)
    Mientras afinan los instrumentos los músicos observan el local confiando que entre más gente y se puedan llevar al menos veinte pavos cada uno esa noche.

  • Bajista : (con el cigarrillo en la boca) – ¡Todos los viernes lo mismo! Cuatro parroquianos buscavidas dejándose el jornal en machacarse el hígado. ¡Si al menos hubiese una cara nueva, con todos los dientes en la boca!
    Marcus: Anda, dame un Mi y empecemos, que el Escocés ya tiene compañía.

    (Los músicos empiezan a tocar y se oye cantar al guitarrista los primeros versos de “Sweet Home Chicago”)

    .- Marcus: (con los ojos cerrados) “ …..Oh, baby don't you want to go, Oh, baby don't you want to go, Back to the land of California,….”

    Escena 4
    (Plano sobre hombro desde el guitarrista)

    .- Marcus: (sigue cantando) “…I'm heavy loaded, baby. I'm booked, I gotta go….”

    La puerta de la taberna se abre y entra una morena acompañada de dos hombres. Corbatas y zapatos italianos, minifalda y marabuses. Entran animados pero sin bullicio, dispuestos a prolongar la fiesta que empezaron por la tarde. Se van a la barra a pedir.

    (Plano americano desde la barra, a la izquierda queda el grupo que acaba de entrar, al fondo a la derecha se ve al guitarrista que sigue cantando con los ojos cerrados y no se da cuenta que entra una rubia y se dirige a la esquina de la barra más alejada del escenario)

    .- Marcus: (canta con los ojos cerrados) “…Cryin', baby,..”

    Escena 5
    (Plano sobre hombro desde el guitarrista)

    La rubia habla, mirando al escenario, con uno de los tipos que acompañaban a la otra mujer. Con una mano sujeta un vaso de bourbon, mientras fuma con la otra. Era rubia y tenía el pelo corto y alborotado. Ojos grandes y oscuros, nariz pequeña y boca dibujada por unos labios teñidos de rojo. El jersey de lana no oculta las redondeces de sus senos que se adivinan demasiado tímidos para alguien que dejó atrás la inocencia hace más de una década. Sus nudillos pugnan por escaparse de las mangas mientras el humo invade la escena. La cámara gira y la rubia ve al guitarrista terminando de cantar, aún con los ojos cerrados.

    .-Marcus: (termina la canción con los ojos cerrados) “…To my sweet home Chicago.”

  • Escena 6
    (Plano en profundidad que deja en primer plano al cantante de perfil y en americano a la zona donde está la rubia,centrándose en ella)
    La rubia habla con el maromo pero mira de reojo al guitarrista que, con los ojos abiertos, está presentado una canción.

    .- Marcus: (batiendo con su mirada al público) "… sacó la navaja de afeitar de su padre y se hizo la línea del destino más larga"

    Su mirada se detiene en la rubia. (La cámara ahora pasa a un plano detalle de los ojos del guitarrista. En su pupila se refleja la rubia que le mira de reojo.) Sus pupilas se dilatan.
    ( Primer plano)
    .- Guitarrista 1: (pensando) ¿Quién coño es esa tía? ¡Sigue mirando, muñeca!

    Escena 7
    (Plano general)
    Termina la actuación. El guitarrista se acerca a la barra y pide un Jack Daniels. El otro guitarrista y el bajista hablan del concierto en el escenario mientras recogen. La batería está sentada en el borde del escenario, apoya sus codos en las rodillas mientras que con las manos se sujeta la barbilla y mira hacia la puerta de la taberna que se abre dando paso a unas putas que no se resignan a terminar su jornada. Sentado en una silla, el que toca la armónica enternece su mirada de oso a una botella de Glenfiddich que tiene sobre la mesa mientras que con el pensamiento bendice a Willy Grant.

  • .- Armonicista: (brinda, pensando) ¡Que Dios te bendiga Mr. Grant!
    .- Marcus: ( a gritos) ¡Danny un Jack!
    .- Danny: Toma, anda. A ver si te aclara el gaznate y dejas de cantar como las cabras.

(Plano americano)
Con el vaso en la mano, el guitarrista se dirige a los baños. Pasa al lado de la rubia y se miran. Se lleva el vaso a los labios mientras con la otra mano abre la puerta del baño.
La cámara gira y se ve un primer plano de la cara del guitarrista, por detrás la rubia camina hacia el escenario. En su mano se adivina un papel doblado.(Plano en profundidad)

(Primer plano.)

Marcus frente al espejo del baño.

  • .- Marcus : (pensando) Cuando salga le entro. Paso de que se me escape la única tía decente que he visto por aquí en años.
    ACTO III

    Escena 1
    (Plano general con la cámara desde el escenario)
    La taberna se anima y empieza a entrar gente, todos con pinta de músicos. El de la armónica toca para que la morena baile para él con sus marabuses. Uno de los petimetres le tira los trastos a la de la batería mientras el otro los mira acogorzado. Dos putas le ríen sus historias a Danny y otras, diseminadas entre las mesas, soportan las babas de algún parroquiano. El bajista, con una pinta en la mano, habla con unos tipos (músicos también) que acaban de entrar. En una mesa, en un rincón oscuro, está Floyd sentado, el ala del sombrero proyecta una sombra sobre su cara. Al fondo a la derecha Marcus sale fumando del baño y busca con la mirada a la rubia, que ya se ha ido.
    .- Marcus: (se acerca a la barra pensando): ¡Fuck! El pájaro voló.

  • (La escena se mantiene pero vista desde las mesas donde están los parroquianos. La espalda del guitarrista queda centrada en la escena mientras se dirige hacia Danny y las putas. A la derecha el de la armónica toca y la morena baila y le hace creer que se le ofrece.

    (Plano medio)

    Entre las putas, el guitarrista deja en la barra un billete de veinte pavos arrugado. El Escocés tapa con su figura la urna con el saxofón, del que se ve la boquilla. Las putas acarician la cabeza del guitarrista, que se deja.
    .- Marcus: (acercándole el billete a Danny): ¡todo
    el Jack que permita este billete!
    .- Escocés: (rechazando el billete coloca sobre la barra, frente al guitarrista, una botella de Jack Daniels y un vaso grueso): Esa rubia no era para ti.
    .- Marcus: (agarrando la botella por el cuello): ¡No se te escapa una, Escocés!
    .- Escocés: (le rellena los vasos a las putas, su mano tapa la marca, pero por la forma de la botella parece Glenfiddich, el Escocés cuida bien a sus amigas. Ahora se ve detrás la urna con el saxo): Creéme, ésas son de las que condenan a uno.
    .- Marcus: (Le guiña un ojo al Escocés y, con el vaso y la botella en la mano, hace ademán de irse): ¡Me gusta el Infierno! Y hubiera jurado que a ti también.

  • .- Escocés: ¡De allí vengo! Tienes un montón de gente esperándote en el reservado.

    (Plano medio corto)
    El guitarrista se gira. Ahora tiene enfrente a la puta de la izquierda, la más cercana al escenario adonde se dirige el guitarrista, Se quedan mirándose. La puta conserva una belleza maltratada por la vida que se resiste a marchitarse. La peluca morena y el lunar rizoso pintado recuerdan los tiempos del charlestón.
    .- Anne: (ofreciéndole los pechos pero sin enseñárselos): ¡Condenate conmigo, nene!
    .- Marcus: (con una sonrisa de añoranza): Contigo siempre, Anne, pero hoy no.

    (Plano medio corto)
    Anne, divertida, compone un mohín de fastidio. Detrás de ella, en el escenario, el guitarrista todavía con la botella y el vaso en una mano, se agacha y recoge con la otra una servilleta de papel del estuche abierto de su guitarra. Sonríe al verla.

    Escena 2
    (Plano americano picado)
    El guitarrista sentado reclina hacia atrás la silla. En la mesa descansa la botella de Jack Daniels. Apura su vaso con los ojos cerrados mientras imagina a la rubia borrosa por el humo. En la mano izquierda sostiene la servilleta.
    (Plano detalle)
    Una mano nervuda sostiene una servilleta de papel con un beso de carmín rojo.

    Escena 3
    (Plano panorámico general)
    La pupila de una gaviota brilla. Abajo, en la mar rizada, un pesquero muestra su popa mientras se dirige al puerto escoltado por otras gaviotas. La llovizna casi emborrona, en la lejanía, la dársena de la ciudad. Los faros se siguen mirando intermitentemente. Se adivina la luz de la Taberna del Escocés y la actividad en la lonja. Amanece.

Acerca de

http://intheautumnroad.wordpress.com/ http://soundcloud.com/eme-navarro

Publicado en Diario
3 comments on “Guión para un cómic de La Taberna
  1. your name dice:

    egocentrico!!

  2. […] Compositor: Eme Navarro Grupo: Blue Identity Año: 2009 Basada en el relato “Smoke Hidden Woman“, escrito por Eme Navarro. […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

In The Autumn Road: mi nuevo proyecto CC-by-sa
Archivos
A %d blogueros les gusta esto: